Envío GRATUITO de cualquier pedido superior a 55 €Saber más

Envío GRATUITO de cualquier pedido superior a 55 €Saber más

Cómo aprenden los niños mediante el juego

Cómo aprenden los niños mediante el juego

Cuando los niños se sientan en el suelo para construir castillos y torres, está claro que están afinando sus habilidades motrices finas y la coordinación mano-ojo. Sin embargo, sus cerebros están tan ocupados como sus manos. A través de un juego sin dirección e imaginativo, los niños entran en una zona de aprendizaje muy activa, que fomenta su curiosidad e independencia. A continuación, te mostramos algunos conocimientos muy valiosos que los niños pueden adquirir jugando con LEGO® DUPLO®, así como consejos para ayudarlos a sacar el máximo provecho de este valioso tiempo de juego y diversión.

Causa y efecto. Aun cuando construyen torres y las derriban de inmediato entre gritos de alegría, los niños están descubriendo la existencia de una relación causa-efecto. A través del método de prueba y error, los niños empiezan a entender cuánta presión se necesita para unir bricks o separarlos y qué altura pueden alcanzar con ellos antes de que la gravedad les gane. Haciendo preguntas como “¿Crees que estos bricks mantendrán el equilibrio?” o “¿Qué pasa si pones la casa en la parte dispareja de la alfombra?”, puedes lograr que tu pequeño científico empiece a experimentar.


Una forma de hacer amigos. ¿Qué puede ser más divertido que construir con bricks DUPLO? ¡Construir con tus amigos, por supuesto! Aunque el juego de los pequeños sea más independiente que colaborativo, estas sesiones de juego en conjunto pueden ser el camino hacia una gran amistad. Para ayudar, asegúrate de que haya suficientes bricks para todos y de que cada niño tenga una cantidad parecida de bricks de distintos colores y formas. Anímalos a jugar por turnos y a construir con un objetivo común: “Pon un brick azul, después Nathan puede poner su brick verde”. Aunque se tarden en entender los grandes conceptos como compartir y cooperar, este tipo de juego en grupo sienta las bases para la amistad, basada en dar y recibir. 


Cómo manejar los retos. En la mayoría de las sesiones de juego, es común que haya cosas que no funcionen como tu peque las había planeado. ¿Qué sucede cuando no tienes suficientes bricks amarillos para construir una jirafa? ¿O cuando el puente que acabas de construir se parte a la mitad? En esos casos, puede ser que tengas que empezar de nuevo… ¡pero no pasa nada! Los bricks LEGO DUPLO son muy fáciles de separar y unir de nuevo, por lo que son ideales para motivar a los niños a retarse a sí mismos y a satisfacer su curiosidad innata. Los pequeños aprenden que la perseverancia da frutos, y que se puede aprender algo de cualquier resultado, tanto esperado como inesperado. Esta lección les será muy útil en la escuela y en las demás etapas de sus vidas.


El placer de la creatividad. Durante el juego, los niños utilizan su imaginación de forma natural. Les encanta recrear historias con juguetes, ya sea imitando el comportamiento de los adultos (en casa o en la escuela) o viajando a mundos fantásticos de hadas y piratas. Como no hay una forma “correcta” de jugar con DUPLO, los pequeños son libres de usar su increíble y desbordante imaginación. Pueden inventar las aventuras más salvajes y aterradoras, y aun así sentirse seguros.

Hay muchas otras formas sorprendentes en que los niños aprenden mientras juegan, así que mantén los ojos y los oídos abiertos cuando estén “trabajando” en un proyecto de construcción en tu sala. Quién sabe, incluso puede ser que tu pequete enseñe algo…