Nueva misión:

La hora del tuk-tuk