SHARD (DRAGÓN DEL HIELO)

El dragón del hielo era el guardián de los Shurikens de Hielo, una de las cuatro armas doradas del Spinjitzu. Los ninjas se encontraron por primera vez con esta bestia en el Páramo Helado, donde el maestro Wu le había encargado la custodia de los shurikens. Shard terminó convirtiéndose en la montura de Zane, a quien transportó una vez hasta el Inframundo. Shard es el más pequeño de los cuatro dragones. Más adelante, Shard viajó hasta los Valles de los Espíritus para transformarse en un dragón adulto. Los cuatro dragones elementales se unieron para formar el Ultradragón y regresaron con esa forma para ayudar a los ninjas.

Dojo ninja
Rayo
Espada elemental
4,5 bricks
Inventar artilugios